Archivo de la categoría: Sidrería

La Ruta del Txuletón: Sidrería-Asador Zaldiko

Seguimos en “La Ruta del Txuletón” y hoy le toca a la Sidrería-Asador Zaldiko. En plena cuesta de Santo Domingo, a escasos metros de la hornacina de San Fermín, se encuentra este mítico asador de Pamplona. Su nombre, al igual que el del bar Miel Otxin, rememora a uno de los personajes de la representacion del carnaval de Lanz. Por si alguien tuviera alguna duda, en su entrada deja bien claro que las txuletas que sirven son de órdago a mayor. Mira que contento está Pablo Carbonell “tocando la harmónica”

  zaldiko3 zaldiko4

En el interior se palpa un ambiente tradicional muy acogedor. Pasando por el bar, se entra al comedor donde nos sentamos y revisamos concienzudamente la carta, aunque poco hay que pensar. Nos han recomendado la tortilla de bacalao y la txuleta. Eso sí, hay un plato de hongos con foie que llama nuestra atención. En el momento de pedir, aun mostrando nuestra planta de grandes comensales, la camarera sugiere prescindir del revuelto. La tortilla es muy grande, dice ella. No te preocupes, somos de buen comer, le dije yo. Que la tortilla es muy graaaande…– repite. Pues “na”, agachando las orejas hacemos caso de la experiencia y nos quedamos con la tortilla de bacalao y el txuletón.

Después de un par de txotxs, la imponente tortilla llega a la mesa. La chica no se equivocaba. En cualquier otra sidrería, ese monstruo sería para unos 4. Eso sí, no nos arrugamos ni un ápice y dimos buena cuenta de ella. Riquísima!

zaldiko1A continuación, llegó la recomendada txuleta. Una pieza generosa de alrededor de un kilo, con buena infiltración de grasa y asada en su punto. Aunque yo le tengo manía a esta forma de presentación, la sacaron en una parrillita con unas brasas para mantener el calor. Seguro que a la mayoría de gente le gusta este detalle. Puestos a elegir sistemas chupiflauticos, yo soy más de estos platos de barro a altas temperaturas. Pero bueno, manías personales que se solucionan sacando la carne al plato cuando uno desea. Como digo, la carne estaba en su correcto punto de asado. Cruda y caliente por dentro y churrascadita por fuera. No necesita más.

zaldiko2

Muy buen producto con una ejecución impecable hace que este sitio entre por todo lo alto dentro de los templos de la txuleta seleccionados por Estrella Mikelin. Para terminar y como no, cerramos la magnífica comida con un queso del país, membrillo y un buen patxarán.